Cáncer de Mamas Metastásico


El hecho de que se le diagnostique cáncer de mamas es siempre algo aterrador. A pesar de que tanto usted como su doctor de cabecera estén casi seguros de que la enfermedad se encuentra en una de sus pirmeras etapas, el cáncer de mamas puede convertirse en una enfermedad con la cual es muy difícil tener que lidiar. A la mayor parte de las mujeres que lo padecen el cáncer de mamas se les diagnostica a tiempo, gracias a la ayuda de las mamografías y de los autoexámenes mamarios. Desafortunadamente - a veces- el cáncer de mamas puede estar muy avanzado como para que el tratamiento al que deba someterse dé los resultados esperados y sea efectivo. El cáncer de mamas metastásico es la etapa más avanzada del cáncer de mamas. A pesar de que este tipo de cáncer no puede ser erradicado completamente, existen varios tratamientos efectivos que podrían ayudarla a disminuir los síntomas del mismo, a incrementar su alivio, y a extender su expectativa de vida.

¿Qué es el Cáncer de Mamas Metastásico?
El cáncer de mamas metastásico es el nombre dado al tipo más avanzado de cáncer de mamas. También conocido como Etapa IV del cáncer de mamas, este tipo de cáncer se desarrolla cuando las células cancerígenas se han diseminado desde el sitio en el cual estaba emplazado el tumor original a diferentes áreas del cuerpo. Las células cancérigenas pueden viajar o desplazarse a través de su sistema linfático y sus vasos sanguíneos, enraizándose en casi todo su cuerpo. De allí en más, las células cancérigenas comenzarán a crecer y a multiplicarse, atacando las funciones vitales y comprometiendo adversamente su salud general. El 10% de todos los casos de cáncer de mamas metastásico se decubrieron luego de un diagnóstico inicial. El cáncer de mamas metastásico también puede desarrollarse durante una recurrencia del cáncer de mamas.

¿Hacia Dónde Puede Diseminarse el Cáncer de Mamas?
Desafortunadamente, el cáncer de mamas puede diseminarse a casi cualquier órgano que se encuentre dentro de su cuerpo. La metástasis regional se disemina hacia zonas que rodean las mamas; mientras que la metástasis distante puede diseminarse a órganos que se encuentren alejados de sus pechos. Los lugares más comunes para que se desarrolle metástasis son: los huesos, los pulmones, y el hígado.

  • Metástasis en los Huesos: La metástasis de huesos representa el 25% de todos los tipos de cáncer de mamas metastásicos. Existen dos tipos principales de cáncer de huesos: osteolítico y osteoblástico. El cáncer osteolítico va carcomiendo la estructura ósea y formando huecos en los huesos. Este tipo de cáncer deja los huesos propensos a sufrir roturas y fracturas. El cáncer osteoblástico incrementa la densidad de sus huesos, pero también los hace propensos a las fracturas. Ambos tipos de cáncer de huesos causan dolor.
  • Metástasis en los Pulmones: La metástasis de pulmón representa entre el 60% y el 70% de todas las muertes asociadas con el cáncer de mamas metastásico. La misma surge cuando el cáncer comienza a desarrollarse dentro de sus pulmones. Éste tipo de metástasis es - por lo general- asintomática.
  • Metástasis en el Hígado: La metástasis de hígado se desarrolla en las dos terceras partes del cáncer de mamas metastásico. La misma se da cuando las células cancerígenas comienzan a multiplicarse dentro de los tejidos de su hígado. Frecuentemente se la asocia con síntomas verdaderamente intensos y dolorosos.

A pesar de que es muy poco común; el cáncer de mamas también puede expandirse hasta llegar a sus ojos, su cerebro, sus ovarios, y su médula ósea.

Síntomas del Cáncer de Mamas Metastásico
Desafortunadamente, los síntomas del cáncer de mamas metastásico generalmente se desarrollan hasta llegar a etapas muy avanzadas. Los síntomas también dependen de las áreas en las cuales se ha esparcido el cáncer. Cuando los síntomas del mismo comienzan a manifestarse, usualmente incluyen:

  • Dolor regional.
  • Pérdida de peso.
  • Problemas gastrointestinales.
  • Fractura y dolor de huesos.
  • Jaquecas.
  • Debilidad.
  • Fiebre y resfriados.

Diagnosticando el Cáncer de Mamas Metastásico
El cáncer de mamas metastásico puede ser diagnosticado de diferentes maneras. Ya que las células del cáncer de mamas principalmente se desplazan hacia los nódulos lífaticos axilares (axilas); estos nódulos son generalmente extraídos durante la cirugía de mamas y posteriormente son analizados para verificar si existe presencia de cáncer en ellos. Si el análisis realizado sobre estos nódulos arrojara resultados positivos y determinara la presencia de células cancerígenas, debería someterse a diferentes procedimientos entre los que se incluyen:

  • Exámen y escaneo de huesos.
  • Radiografías.
  • IRM (imágenes por resonancia magnética).
  • TACs. (tomografías axiales computadas)
  • .

A veces -sin embargo- las células propias del cáncer de mamas no llegan a desplazarse por el sistema linfático. En este caso, debería someterse a un análisis sanguíneo conocido como prueba de marcador tumoral. Estos controles sanguíneos contribuirían a determinar los cambios en los niveles de ciertos marcadores en la sangre (específicamente CA-153 y CEA). El cáncer de mamas metastásico es usualmente asociado con altos niveles de estos marcadores.

Tratando el Cáncer de Mamas Metastásico
Los tratamientos para el cáncer de mamas avanzado se enfocan en proporcionar alivio a los síntomas propios de esta enfermedad y en extender la expectativa de vida de las personas que la padecen. Cuando el cáncer de mamas se encuentra en la etapa IV, generalmente es imposible exterminar todas las células cancerígenas existentes. No obstante, los tratamientos para el cáncer de mamas podrían llegar a achicar los tumores existentes o a retardar el crecimiemto de las células cancerígenas. Los tratamientos podrían centrarse en todo el cuerpo o en ciertas áreas locales del mismo, en donde el cáncer se hubiera metastatizado.

Tratamientos en Todo el Cuerpo (Integrales)
Entre los tratamientos integrales se pueden incluir:

  • Terapia Hormonal: La terapia hormonal apunta a las hormonas femeninas presentes en su organismo, específicamente al estrógeno. El estrógeno puede provocar un rápido desarrollo de las células cancerígenas.
  • Quimioterapia: La quimioterapia es un tratamiento que utiliza drogas anticancerígenas para poder exterminar y retardar el crecimiento de las células cancerígenas.

Tratamientos Locales (Por regiones)
Entre los tratamientos locales se pueden incluir:

  • Cirugía: Los pequeños tumores pueden extraerse de áreas específicas, entre las que se incluyen: los pulmomes y el hígado. También se puede realizar una cirugía para reemplazar o para volver a colocar en su lugar los huesos quebrados y las coyunturas.
  • Radiación: La radiación puede ser útil para detener el crecimiento de pequeñas secciones de cáncer; particularmente el cáncer de huesos.

Alivio de los Síntomas:
A medida que el cáncer progrese, usted empezará a notar que sus síntomas comenzarán a empeorar. El manejo del dolor es una parte sumamente importante del tratamiento del cáncer de mamas metastásico. Entre los tratamientos para aliviar el dolor se incluyen:

  • Administración de opioides.
  • Administración de NSAIDS (drogas antiinflamatorias no esteroides).
  • Administración de aspirinas.

Las terapias alternativas, entre las que se incluyen la acupuntura y los masajes, también son realmente útiles cuando se trata de aliviar el dolor causado por el cáncer.

( Comentarios)
Iniciar or Registrese su comentario.

Envie su comentario

Iniciar o Registrese su comentario.
ana maria
Hola. Quisiera saber las expectativas de vida que hay en estos casos. Gracias
2 years ago